Atlas de histología vegetal y animal
Tejidos vegetales

PARÉNQUIMA
« Meristemos Tejidos de sostén »

El parénquima es un tejido poco especializado implicado en una gran variedad de funciones como la fotosíntesis, el almacenamiento, la elaboración de sustancias y en la regeneración de tejidos. Está formado por un solo tipo celular que generalmente presenta una pared celular primaria poco engrosada. La célula parenquimática es la que muestra menor grado de diferenciación y por eso se considera que filogenéticamente podría ser precursora del resto de los tipos celulares. Ontogenéticamente es la menos especializada y, por tanto, la más parecida a la célula meristemática. Tiene la capacidad de "desdiferenciación", es decir, puede perder el grosor de su pared celular y comenzar una actividad meristemática, convirtiéndose en una célula totipotente. Se usa experimentalmente para la formación de callos (masa de células indiferenciadas que es posible manipular en el laboratorio y transformar en una planta adulta). El parénquima se encuentra formando masas continuas de células en la corteza y en la médula de tallos y raíces, en el mesófilo de la hoja, en la pulpa de los frutos y en el endospermo de las semillas. La célula parenquimática también puede aparecer asociada al xilema y floema, formando parte integral de los mismos.

Según su actividad nos encontramos 4 tipos de parénquimas:

Parénquima clorofílico. Sus células tienen cloroplastos y su función es fotosintética.

Parénquima clorofílico
Parénquima clorofílico de una hoja de camelio.

Parénquima de reserva. Sus células sintetizan y almacenan diversas sustancias como granos de almidón, cristales proteicos, lípidos, proteínas, etc.

Parénquima de reserva
Parénquima de reserva de la corteza de una raíz de una dicotiledónea, el botón de oro.

Parénquima aerífero. Sus células dejan grandes espacios intercelulares comunicados entre sí, por donde circulan los gases que permiten la aireación de las plantas hidrófilas.

Parénquima aerífero
Parénquima aerífero del tallo de un junco.

Parénquima acuífero. Sus células presentan una gran vacuola que almacena agua, muy útil para las plantas xerófitas.

Parénquima acuífero
Parénquima acuífero de un cactus.
« Meristemos Tejidos de sostén »
Actualizado: 22-09-2008